Guerra de las Dos Rosas II

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)

Volvemos a retomar esta maravillosa guerra que terminó con el ascenso de una de las dinastías más famosas de todo el mundo: Los Tudor. Dejamos la historia en que los York habían sido vencidos y ahora Eduardo era el duque de York y heredero del trono, mientraa que Warwick era el jefe de la casa Neville. Para recordar lo que ya vimos pulsad aquí.

Mapa

En los momentos siguientes a la batalla de Wakefield la reina, pese a haber ganado la batalla, estaba falta de hombres y de apoyos, así que decidió viajar al  norte (Escocia) para resguardarse de otro posible ataque y conseguir más aliados. Mientras tanto, el aliado de los Lancaster Jasper Tudor, conde de Pembroke, se dedicaba a hacer la vida imposible a Eduardo de York, tendiéndole emboscadas y se enfrentaron varias veces sin especial trascendencia.

Tras conseguir más hombres para su ejército, Margarita de Anjou decidió volver a Inglaterra, dejando un rastro de pillaje y desastre allá por donde su ejército pasaba.  Esto la dio una fama peor de la que podía tener en algunos pueblos. Pero el enclave más importante del sur, Londres, estaba en manos de Warwick, que se dedicaba a alentar a la población para que evitase cualquier contacto con el bando Lancaster y formasen parte de  su ejército. En 1461, concretamente el 22 de febrero, tuvo lugar una batalla en San Albano, cerca de Coventry (que a su vez estaba cerca de Londres). Pese a haber conseguido una gran cantidad de fuerzas Warwick fue vencido en esta batalla. Tal fue la derrota, que acabaron abandonando al rey Enrique VI bajo un árbol, por las prisas con las que dejaron el campo de batalla. Aunque el ejército de York había vuelto a ser derrotado, la fuerza con la que Warwick alentó al pueblo de Londres tuvo su recompensa, ya que esta ciudad negó cualquier tipo de ayuda al ejército del rey. Es más, Londres aclamaba a Eduardo de York y fue finalmente coronado en Westminster como Eduardo IV. Recordemos que el rey Enrique VI seguía vivo.

Poco tiempo después de esta última batalla de San Albano, tras salir el ejército York de Londres, volvieron a enfrentarse una vez más los dos bandos en la batalla más sangrienta y más conocida de toda esta guerra: La batalla de Towton, del 29 de marzo de 1461. Se calcula que murieron unas 20000 personas, y pudo ser la mitad o casi la mitad de los hombres que lucharon. El ejército de York estaba en mayoría de hombres, y como suele ser habitual acabó venciendo. Tras esta batalla, la familia de Eduardo IV consiguió muchos más aliados: algunos que no habían apoyado a Ricardo Plantagenet si lo hicieron con su hijo, y otros que habían participado en el otro bando se unieron al bando  York. El ejército de Warwick y Eduardo tomó muchas fuerzas, y decidió ir a conquistar la ciudad de York, ciudad que seguía con los cuerpos muertos de la familia en la batalla de Wakefield. Margarita de Anjou y Edouard huyeron una vez más hacia Escocia y se refugiaron en la corte de Jacobo III.

En junio de este mismo año, Eduardo fue coronado de forma totalmente oficial y reconocido como Eduardo IV rey de Inglaterra. Mientras gobernaba, hubo varias sublevaciones por parte del bando de los Lancaster, entre las que destacan las de Hexham y las de Hedgeley Moor.  En 1467 las relaciones entre los dos aliados de la familia York, Warwick y Eduardo, empezaron a empeorar. La principal causa de su desacuerdo es que el rey no quería hacer todo lo que le indicase su amigo, así que se caso por amor con Isabel Woodville, truncando los planes de Warwick de que se casara con alguna princesa de Francia. Desde ese matrimonio, la familia de la reina tenía cada vez más adeptos y puestos en la Corte, mientras que la familia Neville quedó relegada a un segundo plano, importante, pero un segundo plano. A estos problemas se le suma que Jorge de Clarence, hermano de Eduardo IV, se enemistó con su hermano y pasó a apoyar a Warwick, casándose con la hija mayor de éste.

Mapa genealógico

En 1469 Warwick y el duque de Clarence se enfrentaron en armas al rey, al que capturaron y encerraron en la comarca de Yorkshire. Se obligo al rey a realizar un Parlamento para abdicar o para declarar que su trono no era legítimo, y así la corona pasara a manos de su hermano Jorge. Pero esta intentona resultó fallida, ya que Eduardo pidió ayuda a su leal hermano Ricardo duque de Gloucester y fue liberado. Los dos conspiradores fueron condenados al exilio y marcharon a Francia, donde Jorge convivió con su mujer. Mientras estaban en territorio francés, siguieron intrigando cómo vencer a su común enemigo. Decidieron provocar una revuleta en el norte de Inglaterra, para que Eduardo IV se desplazara allí para sofocarla y mientras tanto ellos invadían el sur de país. Una vez más el rey fue capturado y dos de sus consejeros más cercanos (pertenecientes a la familia Woodville) fueron ejecutados. Esta vez el propio Warwick liberó al rey, confiando en que volvería a ser su títere, pero se le rebeló y volvió a mandar al exilio a Jorge y a Warwick.

En Francia se encontraron Warwick y Margarita de Anjou. Ahora tenían un fin común: conseguir que Eduardo de York fuera derrotado, ya sea para una cosa u otra. Decidieron unir en matrimonio a la segunda hija de Warwick, Ana Neville, con el príncipe Edouard. En 1470 decidieron invadir el país inglés otra vez. En esta ocasión la invasión tuvo el éxito derrotado y consiguieron arrebatar la corona al rey, que fue encerrado. Ahora, el rey era una vez más Enrique VI de la casa Lancaster. Jorge de Clarence, que no quería a un Lancaster en el trono, decidió volver a cambiarse de bando y decidió aliarse con su hermano. Eduardo IV se había exiliado a Borgoña, donde su hermana estaba casada con el rey Carlos el Temerario, rey que le prestó ayuda para recuperar su corona. Se enfrentaron los York contra los  Lancaster y Warwick en la batalla de Tewkesbury del 4 de mayo de 1471 donde fue derrotado el príncipe Edouard además de ser asesinado. Diez días después el rey Enrique VI fue asesinado. Ahora sí que Eduardo IV era el único candidato al trono.

Escritor/Editor/Redactor: Barbara_Tinuviel

Escribe una critica