El Día Del Horror

VN:R_U [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)

“El maremoto llega al faro de Alejandría” – Anónimo

Artículo realizado por: Paul Andrews

Es así como los alejandrinos del siglo VI d.C., casi 200 años después de los acontecimientos, todavía llamaban al aniversario del día en que casi todas las civilizaciones mediterráneas desaparecieron.

¿Demasiado radical pensáis? En absoluto. El 21 de julio de 365 después de Cristo un terremoto de magnitud 8.5 , con epicentro cercano a la costa de la isla de Creta, sacudió el Mediterráneo y causó un maremoto que arrasó las ciudades costeras desde Libia hasta Egipto.

El evento fue de tal magnitud histórica que numerosos escritores contemporáneos al desastre, como Amiano Marcelino, relataron con mucho detalle los trágicos acontecimientos, permitiendo un profundo estudio moderno del suceso.

“… Poco después del amanecer, y anunciado por una densa sucesión de truenos, la solidez de toda la tierra empezó a temblar y estremecerse, y el mar se la llevó, sus olas se deshicieron, y desapareció, por lo que el abismo de las profundidades surgió y se vieron muchas variedades de animales marinos atrapados en el lodo; las grandes laderas de los valles y montañas, que la creación misma relegó bajo las inmensas masas de agua, en ese momento, como para no creérselo, miraron a los rayos del sol. Muchas naves, a continuación, se quedaron varadas como en tierra firme, y la gente vagaba sobre los restos ínfimos de las aguas para recoger peces y similares con sus manos; luego el mar rugiendo como si insultado por su rechazo se elevó de nuevo, a su vez, a través de los bancos de arena flagelando violentamente las islas y grandes extensiones de tierra firme, y arrasando innumerables edificios en ciudades o donde les encontraba. Así, en el corazón de Pandora, la faz de la tierra fue cambiada para revelar paisajes maravillosos. A causa de la masa de aguas que volvió cuando menos se esperaba murieron muchos miles ahogados, y debido a las altas mareas de batida de vuelta, algunos barcos, después de que la furia del elemento había menguado, se observaron hundidos, y los cuerpos de personas muertas en naufragios yacían allí, mirando hacia arriba o hacia abajo. Otras naves enormes, debido al empuje por las locas explosiones, encaramados en los techos de las casas, como sucedió en Alejandría, y otros fueron arrojados cerca de dos millas de la costa, como el buque Laconia cerca del pueblo de Metone que vi cuando pasé por allí…”

terremoto creta

“Area de generación del tsunami a partir del epicentro” – George Pararas-Carayannis

La sismología histórica, dentro de las varias ramas de la Geología, casi se considera una ciencia, sin embargo este terremoto es tan importante, tanto para la comprensión de las implicaciones contemporáneas a el como para una moderna comprensión de nuestro mar, que se han llegado a conocer detalles muy precisos.

Pero vayamos con orden; desde un punto de vista tectónico el foco ha de identificarse en el arco helénico creado por la subducción de una microplaca tética debajo de la placa egea en las proximidades de la isla de Creta. Una posible reactivación temporánea entre el cuarto y el sexto siglo de los movimientos puede explicar no solo este seísmo sino toda una serie de episodios posteriores en toda la cuenca mediterránea. Las estimaciones de la magnitud del terremoto en cuestión han conseguido al final estimarla en los 8.5 puntos, el mayor terremoto del que tenemos constancia que haya ocurrido nunca en el Mediterráneo. Se cree además que los movimientos cosísmicos (debidos a las ondas Rayleigh y Love) provocaron desplazamiento de hasta 10 m, arrasando fácilmente las construcciones de la época incluso antes de la llegada del tsunami. Los datos estudiados del maremoto nos dicen que la regresión súbita de la línea de costa fue de alrededor de 5 km, el tamaño de la ola rompiente varió de los 12 m de Alejandría a los 15 de Apolonia y llego a penetrar hasta 3 km tierra adentro. Se estima que alrededor de 45000 personas perecieron a causa del terremoto y del posterior tsunami, 5000 solo en Alejandría.

tsunami-creta-2-600x478

“Propagación e Intensidad del maremoto” – Ami de Grazia

El escenario histórico además es muy interesante ya que suma diferentes lecturas de los hechos y consecuencias tanto políticas como religiosas. En un periodo donde la lucha entre religiones politeístas y cristianismo estaba en su pleno auge, la utilización del desastre como signo o maldición divina fue utilizada por el sofista Libanio y el historiador cristiano Sozomeno como respuesta a la muerte del emperador romano Flavio Claudio Juliano, que había intentado restaurar la religiones paganas.

Algunas ciudades fueron destruidas y nunca reconstruidas, otras cambiaron totalmente su apariencia y su importancia. La topografía del área donde surge Alejandría cambió tan radicalmente que un nuevo puerto tuvo que ser construido y el casco de la ciudad remodelado; Apolonia en la Cirenaica se tuvo que trasladar unos cuantos cientos de metro hacia el interior debido a la nueva línea de costa que se formó.

El caso más curioso que ha dado lugar a leyendas que perduran hasta el día de hoy, sin embargo, es el de Falasarna en la costa oeste de Creta. Esta ciudad era uno de los puertos industriales más avanzados de la época y gozaba de riquezas, tecnologías y opulencias como casi nadie en aquel tiempo. Sin embargo, debido a su cercanía con el foco del terremoto quedó casi completamente en ruinas y nunca supo recuperarse. Es a su triste destino que se atribuyen las leyendas sobre la caída de Atlantis, esa mitológica Tierra maravillosa que quedó para siempre sumergida.

FUENTES:

 

  •  “Annales” -Ammianus Marcellinus.
  • EARTHQUAKE AND TSUNAMI OF JULY 21, 365 AD IN THE EASTERN MEDITERRANEAN SEA. Review of Impact on the Ancient World – Assessment of Recurrence and Future Impact” – George Pararas-Carayannis.
  • “What happened on July 21, 365 A.D.?” – Ami de Grazia

 

Una critica en “El Día Del Horror”

  1. VA:R_U [1.9.22_1171]
    Rating: 0 (from 0 votes)

    Muy muy interesante.

Escribe una critica