Crónica del concierto de Ensiferum-Amoral-Profane Omen

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)

El pasado jueves, 27 de septiembre, los amantes del viking y death metal tuvimos una cita en la sala Caracol de Madrid con Ensiferum, acompañados de Profane Omen y Amoral.

Las puertas abrían a las 19:30, y a decir verdad estuvimos en la cola aproximadamente unas 20 personas hasta después de comer, a diferencia de otros conciertos en los que la gente hace cola durante muchísimas más horas. Una vez que finalizó el concierto, pude comprobar que la afluencia no fue demasiado grande, ya que sobraba mucho espacio en la sala y como ya he dicho, no es que sea gigante.

Profane Omen

Muy  puntuales empezaron tocando los primeros teloneros, Profane Omen. Es un grupo compuesto por cinco miembros: dos guitarristas, un batería, un bajista y el cantante. Me sorprendieron gratamente, con unos guturales espectaculares y que se escuchaban muy bien. He de reconocer que anteriormente les había escuchado y no me habían convencido, y me pareció que dieron un directo excelente. Además, animaban bastante a la gente e intentaron más de una vez que se hiciera un mosh pit, aunque con escaso éxito. En resumen, tocaron unas siete u ocho canciones, todas  bastante movidas y que animaron al público. Como fallo por parte de la sala, en un primer momento el micro no se escuchaba bien, y lo mismo ocurrió con Amoral.

Casi inmediatamente después de terminar Profane Omen, salieron al escenario Amoral, una banda que es más conocida que sus predecesores. En el 2008 entró un nuevo vocalista en el grupo, con una voz no tan buena para los guturales como la del anterior. Desde ese momento, el grupo tiró hacia una línea un poco más suave, y este cambio se nota en la interpretación de las canciones donde el cantante Ari Koivunen había participado, que interpretaba mejor y donde se sentía más a gusto. Aun así, Ari se movía continuamente por el escenario al igual que los otros músicos, e intentaron también mover a la gente. Hay que decir que algunos asistentes sí que conocían al grupo, así que estaban mucho más motivados.

Tras las actuaciones de estos dos grupos, el ambiente ya estaba impaciente por ver al grupo de la noche. Muy listos ellos, intentaron cerrar el

Amoral

escenario para no ver lo que estaban montando con una cortina de estas del teatro, pero con escasos resultados, puesto que a los que estábamos en primera fila nos dio en toda la cara y seguimos viendo cómo se iba montando todo el escenario. Ensiferum empezó a eso de las 21:55, diez-quince minutos antes de lo esperado.

El setlist fue el mismo que llevan tocando desde que comenzaron su gira. Comenzaron todos de espaldas al público, mientras sonaba Symbols, el primer tema del último disco que es totalmente instrumental. Y como en el disco, continuaron con el éxito de este último trabajo: “In my sword I trust”. Fue un tema bastante coreado, pese a ser del último trabajo (que parece ser que no ha entusiasmado lo que se pensaba). Continuaron grandes éxitos del grupo como «Guardians of Fate» o «From Afar», temas con los que la gente se emocionó y coreaban sus canciones. Sammi (bajista) se dedicó a no estar quieto por el escenario, moviéndose de una lado a otro animando a que la gente coreara sus canciones. Markus, el guitarrista, también s emovía, pero al lado de Sammi no se notaba tanto. En cambio Petri (voz principal y guitarra), pese a ser el cantante y el que suele mover más al público y animarles, estaba más calmado y no se pasó ni una vez por el lado derecho de la sala, lado en el que yo estaba situada. Durante la primera mitad del concierto estuvo prácticamente callado, sin mencionar casi nada entre canción y canción.

Ensiferum en concierto

Ensiferum en concierto.

Es de mencionar que el público pidió continuamente el éxito «Bamboleo», y tras una hora de concierto, finalmente Petri nos anunció que en esta ocasión no tocarían la canción pero la prepararían para los próximos conciertos en España. Pese a ello, tocaron muchos de sus éxitos mezclados con nuevas canciones como «Pohjola» (en la que la gente no se movió demasiado) o «Burning Leaves». Y ya como traca final, y tras salir del escenario para volver a entrar, terminaron con «Twilight Tavern», «Lai Lai Hei» y «Battle Song»,con una melodía final de música clásica.

Añadir que tras finalizar el concierto, se quedaron en la sala Amoral y Profane Omen, hablando con los asistentes y haciéndose todas las fotos que la gente querían, y gastando incluso bromas con la gente (como enseñándonos que ellos tenían cerveza y nosotros no). En cambio, si el concierto finalizó a las 23:40 aproximadamente o 23:45, yo que me fui a las 00:25 no conseguí ver a Ensiferum, a excepción de batería. No sé en qué momento saldrían, pero estaban esperándoles un pequeño grupo de gente, y juraría que pasó mucho más tiempo hasta que salieron. Un gesto que no me pareció bonito, pero bueno.

En resumen, unos conciertos que se hicieron amenos y rápidos, con más o menos participación del público dependiendo de la canción y de la banda, pero con buena interpretación y buen sonido por parte de los tres grupos.

Escritor/Redactor/Editor: Barbara_Tinuviel

Fotografía: Pals y Laura Laguz

3 criticas en “Crónica del concierto de Ensiferum-Amoral-Profane Omen”

  1. VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0 (from 0 votes)

    Cómo no las frikis de la bandera en primera fila 😛 fue un conciertazo 😀

  2. VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0 (from 0 votes)

    Interesante reseña del evento. No obstante, me resulta algo inquietante la actitud de Ensiferum; la descripción que hiciste del comportamiento de Lindroos sobre el escenario, y la posterior salida disimulada del grupo, tal vez delaten el estado de ánimo de la banda. Las giras intensas desgastan a cualquier agrupación. Quizá por eso, su último trabajo discográfico sea un reflejo de aquel cansancio. Sólo basta con leer la mayoría de las reseñas del “Unsung Heroes”, han sido demoledoras con este trabajo.

    Esperando equivocarme, tengo la leve sospecha de que Ensiferum ha entrado en un estancamiento creativo a consecuencia de su moderado éxito internacional, y de los exigentes compromisos de carácter comercial; justo como han experimentado otras renombradas bandas finlandesas. Ciertamente, Ensiferum ha sido víctima de su propio éxito. Es una labor dificultosa superar los buenos trabajos hechos en el pasado, más aún, si hay escases de tiempo y una fuerte presión contractual. Por ende, sería triste que la banda perdiera la pasión por lo que hace, y terminara recurriendo a formulas ya desgastadas, sólo para poder sostenerse en el lugar que merecidamente han alcanzado en la escena del Folk Metal. Recuerdo la forma como ironizó un reseñista de “Metal Archives”, a propósito de la última canción del “Unsung”: “Passion Proof Album” tituló su entrada.

    Sería muy interesante que Harald Wartooth Blog dedicase un espacio para reseñar este último álbum de Ensiferum.

  3. VN:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0 (from 0 votes)

    Para mí, meter Pohjola, Burning Leaves y Heathen Throne seguiditas después de las dos bombas con las que empezaron me vino bien para ir a tomarme una coca-cola, pero me parece una idea de mierda, con la cantidad de temazos que tienen, meter esos aburre-muertos y además uno detrás de otro.
    Comentar también que el pogo allí acontecido fue de los mejores que he vivido, era imparable, desde el primer acorde de cada canción!
    El cantante de Amoral me dejó perplejo desde que subió al escenario. En primer lugar porque se mueve y parece un chico de como mucho 18 años. En segundo lugar porque canta muy bien, aunque lleve gorras de rapero y dos cruces de oro a un concierto de metál. Aproveché el internet en el móvil de mi novia y busque su biografía. Resultó tener 30 años y ser el campeón de karaoke de Finlandia, y el tercero del mundo. Flipas eh? jajajaja. En cualquier caso, ese grupo me sonó a una banda de pop haciendo hacer metal, o a un grupo de death metal intentando hacer pop.
    Ensiferum, increíbles en la ejecución.

Escribe una critica